ARPONAZOS (5).

La hora del destape…

I.
La justicia quizás tarda, pero llega…

Antes de que se le notificara la orden de detención, el ex Ministro de Salud de El Salvador, Guillermo Maza, gozaba de perfecta salud. Por lo menos, de eso no cabía duda. Claro, experto en esas lides que tienden a mejorar la salud, así tiene que ser. Pero hoy, como otros tantos funcionarios o ex funcionarios cuestionados por actos ilícitos en el desempeño de su cargo contra los intereses de la población, optó por el recurso de enfermarse para ir a un hospital de calidad. Una confortable “celda”, contrario a la suerte que tendrá el resto de los detenidos, confinados en una verdadera celda judicial, mientras se averigua…

Sobre las razones de su detención, ya los diferentes medios han dado amplia información, referida toda, desde luego, a actos de corrupción durante su período. Estos eran secretos a voces y causaba desencanto general la actitud del Tribunal de Ética Gubernamental, porque ante denuncias bien documentadas resolvió en su oportunidad que los ilícitos señalados contra el ex funcionario, únicamente ameritaban “una amonestación”. Para el pueblo, en cambio, era evidente corrupción, que demandaba fuerte sanción. Corrupción o mal manejo de fondos destinados a proyectos en el área de la salud, cuyo desvío hacia bolsillos particulares retrasó o impidió la construcción y equipamiento de centros asistenciales, tan urgentemente necesarios a nivel nacional.

Pero, bien. “Dios tarda, pero no olvida”, dice el Soberano pueblo. Ya casi nadie esperaba el justo reclamo. Ahora, por la motivación que haya sido, el destape es un hecho. El ex ministro y otros ex funcionarios están siendo juzgados… y que sea la justicia, con su peso real, la que diga la última palabra. Ah!, pero falta esperar que el ex ministro Maza no sea el único que pague los platos rotos. Sería un acto de injusticia contra el ex ministro. Hay tantos otros casos de corrupción pendientes, denunciados pública y oportunamente (ISSS, MOP, Gobernación, la denuncia del partido Arena contra su ex presidente Saca y muchos más…), que descubrirlos y sancionarlos, además de ir devolviendo la confianza al Soberano, serán actos de verdadera justicia, hacia la consolidación del proceso democrático en El Salvador…

II.
La paja en el ojo ajeno…
Otro destape, o redestape, es el berrinche histérico-infantil que hacía ratos no mostraba el magistrado Walter Araujo de Arena, al denunciar las reformas electorales que, según explica, darán poder total al presidente del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Eugenio Chicas. Con inventada amnesia total, Araujo parece olvidar y pide corregir sus mismas o peores actuaciones, cargadas de prepotencia, cuando era el presidente del TSE, con el respaldo de los incondicionales magistrados Moreno Niños y Salamanca, en perjuicio directo del sistema electoral y, lo que fue peor, contra el electorado nacional. Y ahora, a él se suman gremiales empresariales, y su partido Arena, a pesar de que antes jamás denunciaron, y por el contrario avalaron, el poder absoluto y discrecional de Araujo.

Independientemente de si proceden o no las reformas citadas (eso lo decidirán otros), lo que queda claro y debe decirse es que hay incoherencia, o cinismo, cuando todos los abusos y desaguisados cometidos por los funcionarios de los 4 períodos de Arena, ahora si son reclamados airadamente… pero si derecho alguno.

III.
Urge relevo en la Corte de Cuentas…
Otro destape que mueve a coraje es la afirmación del presidente de la Corte de Cuentas, Hernán Contreras del PCN, cuando se nos revela como el insustituible para “seguir modernizando” a la institución, con total menosprecio a la capacidad y honestidad de tantos buenos profesionales que tiene El Salvador. El “único”, pues, es él. Sin embargo, para la población honesta del país este relevo en el cargo es, más que urgente, necesario para la sanidad misma de la cosa pública. La experiencia de la CdeC, desde que, gracias a componendas de los partidos de derecha fue secuestrada al antojo partidario del PCN, es que ha servido más para encubrir que para descubrir los entuertos y malos manejos administrativos, en perjuicio de la población más humilde del país.

Para ejemplo, sólo uno, fresco está el acto de “muestra del finiquito” del ex presidente Antonio Saca, a fines de 2009, juntos en conferencia de prensa, con una mínima hojita de papel, como constancia de “solvencia total” al retiro del ex presidente Saca (¿?). Inaudito! Jamás visto, por falso e insultante a la conciencia nacional. Y así, otros y otros casos… hasta de destituciones de presidentes del partido PCN, por malos manejos y pérdida de confianza. El pueblo salvadoreño merece recobrar el respeto que le ha sido negado por gobiernos anteriores. Y esta es la oportunidad, como prueba del verdadero cambio: el relevo, sin más ni más, en la presidencia y magistraturas despartirizadas, en la Corte de Cuentas de la República…

Anuncios

Una respuesta to “ARPONAZOS (5).”

  1. René Alberto Contreras Says:

    Me alegra ver tu blog y naturalmente tus puntos de vista sobre el acontecer del país. Adelante.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: